jueves, 4 de febrero de 2010

Oigo cada vez más fuerte el trueno que se avecina y que nos matará...


Saludos a todos, Dios los bendiga.

Hoy he estado en la inauguración de una exposición referente a Anna Frank y su diario. Es difícil encontrarse con la realidad que les toco vivir a esos judíos, miremos en ese espejo y aprendamos de ellos. Comparto un hermoso fragmento de su diario que me cautivo:

"Ahí está lo difícil de estos tiempos: la terrible realidad ataca y aniquila totalmente los ideales, los sueños y las esperanzas en cuanto se presentan. Es un milagro que todavía no haya renunciado a todas mis esperanzas, porque parecen absurdas e irrealizables. Sin embargo, sigo aferrándome a ellas, pese a todo, porque sigo creyendo en la bondad interna de los hombres. Me es absolutamente imposible construir cualquier cosa sobre la base de la muerte, la desgracia y la confusión. Veo cómo el mundo se va convirtiendo poco a poco en un desierto, oigo cada vez más fuerte el trueno que se avecina y que nos matará, comparto el dolor de millones de personas, y sin embargo, cuando me pongo a mirar el cielo, pienso que todo cambiará para bien, que esta crueldad también acabará, que la paz y la tranquilidad volverán a reinar en el orden mundial."


Publicar un comentario